Coridoras, peces de acuario tropical de gran utilidad

Coridoras
Coridoras (© Paradais Sphynx)

Cada una de las especies que conviven en el agua cumple una función determinada. ¿Te has preguntado qué o quiénes se hacen cargo del mantenimiento del entorno acuático? Hoy conocerás a las corydoras, o coridoras, un maravilloso conjunto de peces que se encargan de este trabajo.

Los peces corydoras popularmente también son conocidos como coridoras, limpia fondos o peces basurero, término que no es el adecuado, ya que son un tipo de pez gato. Presentan características fenotípicas por los cuales se distinguen fácilmente, son de hábitos bentónicos, ya que le gusta recorrer el fondo de los cuerpos de agua en que habitan.

Los peces corydoras se pueden mantener con facilidad en los acuarios, pueden convivir con otros tipos de peces sin hacerles daño, se le consideran peces cardumen pues siempre andan en compañía de varios ejemplares. A continuación conoceremos su biología, características principales, tipos de corydoras y las condiciones para mantenerlas en acuarios.

Variedades taxonómicas o tipos de corydoras

El término “Corydoras” hace referencia a un género de peces gato que habitan mayormente en Sudamérica. Peces gato es el concepto con el que se acuña a los peces que se integran en el orden Siluriformes, el cual comprende 16 familias, aunque la que nos interesa, por ser objeto de estudio, es la familia Callichthyidae (callíctidos) y más concretamente el género Corydoras.

En términos más amplios y, desde el punto de vista de la acuariofilia, coridora también se utiliza para nombrar a especies de otros géneros como: Brochis y Aspidoras. Por consiguiente, coridora es una terminología que responde a una denominación común en la que abarca a especies de diferentes géneros del grupo de los callíctidos.

Su función principal, en el entorno acuático en que viven, es el de ser “basureros”. Esa expresión se acuña debido a que buscan sus alimentos en el fondo del lecho. Se comercializan muchas de sus variedades para que habiten en acuarios y ejerzan tal tarea, no obstante, precisan también una alimentación equilibrada para subsistir en cautividad correctamente.

Algunas de las especies coridoras más comunes en acuarios son las que mencionamos seguidamente, en algunas especies puedes hacer clic en el enlace para acceder a su ficha.

Corydoras aeneus: en su coloración se aprecia una tonalidad bronceada, razón por la cual este ejemplar es también conocido con el nombre de corydora bronceada. Tiene una alta distribución que abarca desde el norte de Suramérica hasta Argentina por lo cual son capaces de soportar temperaturas inferiores a los 18 °C, alcanzan tamaños de hasta 7 cm de longitud y son una de las especies en donde se han observado corydoras albinas, las cuales se han hecho populares en los acuarios, de esta especie también se ha creado una variante negra que se ha denominado como corydoras black Venezuela. (ver ficha)

Corydoras paleatus: mejor conocido como corydora pimienta, es un pez que se caracteriza por poseer un tamaño de 6 a 7 cm, la coloración típica es grisácea de fondo o en ocasiones se puede observar un tono amarillento con manchas negras o verdes que se distribuyen por todo su cuerpo. Son encontrados habitualmente en la región suroeste de Brasil, en los ríos de Uruguay, Paraguay y Argentina. En estas especies también existe una variedad albina.

Corydoras pygmaeus: es uno de los peces más populares debido a que posee un pequeño tamaño, los ejemplares más grandes que serían las hembras solo llegan a medir 2,5 cm, presentan una coloración plateada característica, con una línea de color negro que recorre su cuerpo de manera horizontal. Su hábitat se ubica al sur del continente americano, específicamente en la región amazónica que comprende Perú, Ecuador y Brasil.

Otras variedades

Morfología más resaltante

Con respecto al tamaño de las coridoras, son peces que no suelen ser muy grandes, en promedio poseen un tamaño no mayor a los 6 cm, aunque dependiendo de la especie existen tipos de corydoras con tamaños pequeños cerca de los 3 cm (2,5 cm Corydoras pygmaeus) y también especies mucho más grandes que pueden pasar los 10 cm.

Como se mencionó anteriormente las hembras de estas especies son un poco más grandes que los machos, diferencia que es apenas perceptible y se aprecia sobre todo en los periodos de gestación, donde la parte ventral de las hembras se notan más abultadas.

Los colores del cuerpo van desde el blanco hasta el plateado oscuro. Diversas tonalidades se hacen presentes en algunas variedades que tienen áreas de su cuerpo naranjas, negras, amarillas, entre otros. En la mayoría de las coridoras se pueden notar también manchas negras y circulares muy pequeñas a lo largo del cuerpo. También existen corydoras albinas.

Se denota el cuerpo y la cabeza comprimida, característica que le ayuda contra los depredadores, mientras que la parte ventral es totalmente plana. De igual manera la boca se encuentra en la parte ventral, de manera que se le hace más fácil recoger el alimento del suelo.

Otra característica peculiar en cuanto a la morfología de las corydoras corresponde con uno de sus nombres, específicamente con el del pez gato, esto se debe a la presencia de prolongaciones a modo de bigotes que se observan cerca de su boca, estos bigotes reciben el nombre de barbillones quienes son de gran utilidad en la búsqueda de comida, al utilizarlos como órganos sensoriales.

Poseen un olfato fino que les permite encontrar alimentos que se encuentran entre el sustrato. Sus sensibles bigotes le facilitan la búsqueda en el entorno oscuro. Se abren paso entre la grava para hacer salir restos de comida que consumen. Las coridoras pasan gran parte de su día buscando en el fondo y consumiendo lo que encuentran allí. Viven en cardumen y son descritas como sociables con otros peces.

Una característica principal de estos peces es la ausencia de escamas, en su lugar poseen placas óseas unidas entre sí por lo que forman una coraza protectora. De esta característica es que deriva su nombre, por lo que etimológicamente la palabra corydora proviene del griego y está compuesta por dos vocablos que son Kóry que al traducirlo significa casco y doras hace referencia a la piel.

¿Qué comen los peces corydoras?

Estos peces comen todos los restos de alimentos que se encuentren en el sustrato. Sus bigotes se lastiman con frecuencia en las áreas donde hay piedras demasiado puntiagudas. Estás heridas les causan lesiones que originan infecciones fatales. Por eso, en el caso de querer instalarlas en un acuario, es bueno asegurarse de usar piedras redondeadas para el fondo del mismo.

Necesitan proteína de origen animal para completar su nutrición, pues son omnívoras. Se diferencia de las “comealgas”, ya que estas últimas constituyen otro grupo de peces utilizados en acuarios para la eliminación de algas, dado sus hábitos alimenticios herbívoros. En consecuencia, ambos grupos facilitan la limpieza del acuario.

Como bien se ha expuesto, las coridoras son mal llamadas peces basureros porque se pasan en el fondo de su hábitat hurgando en busca de comida, pero lo que comen no es basura, se alimenta tanto de plantas como de carne, no de desechos o excretas de otros tipos de peces. Para alimentarse utilizan sus bigotes con los cuales van tanteando en busca de algas o trozos de alimentos que caen al fondo, también comen larvas de insectos, otros invertebrados y crustáceos pequeños.

En cuanto a la comida para corydora en los acuarios, resulta muy fácil completar su dieta, se les puede ofrecer alimento vegetal compuesto por algas, alimentos en hojuelas de tipo comercial que se puedan hundir con facilidad, de igual modo para complementar su dieta se le puede suministrar trocitos de alimentos congelados compuestos crustáceos o gusanos de tipo grindal, así como también alimentos vivos de estos mismos gusanos o larvas de mosquitos.

Hábitat y distribución de los peces corydoras

Los coridoras son oriundos del continente americano, específicamente viven entre algunas partes de Centroamérica y abarca toda la región suramericana, desde Venezuela hasta Argentina, son de agua dulce, por lo que se puede encontrar en los principales ríos como el Orinoco, el Amazonas también se encuentran en arroyos, lagos y lagunas en aguas poco profundas.

La temperatura que toleran estos peces corydoras se ubica entre los 22 a 28°C característicos de la zona tropical, también hay algunos de agua fría que pueden tolerar temperaturas un poco más bajas, entre ellos Corydoras paleatus y Scleromystax barbatus quienes pueden vivir en temperaturas de 16°C.

Comportamiento social de la especie

A las coridoras les gusta vivir en grupos pequeños, que comparten las áreas de búsqueda de comida. Su pequeño tamaño les permite abarcar poco espacio.

Su cuerpo recubierto de estructura ósea es una gran protección contra los posibles depredadores. No se intimidan ante el tamaño de los mismos, luchan para evitar ser ingeridos por otras especies. Aunque en otros ámbitos tienen un comportamiento pasivo, cuando es necesario saben defenderse con sus aletas modificadas en poderosas espinas.

Cabe destacar que realizan curiosos nados contracorrientes para luego volver fácilmente a su lugar de origen, pese a que prefieren aguas tranquilas.

Condiciones del acuario

El cuidado del pez corydora no resulta tan difícil, solo hay que tratar de mantener algunas condiciones de manera que los peces se mantengan tranquilos y libres de estrés.

En primer lugar se debe estudiar la especie que se quiere colocar en el acuario, de ello dependerá la cantidad de individuos que se deban colocar. Por lo general, se debe mantener no menos de 5 ejemplares ya que les gusta andar en grupo.

Temperatura del agua: como se mencionó anteriormente la mayoría de las coridoras son de clima tropical y la temperatura ideal del acuario debería estar entre los 22 y los 27°C, al menos que sean de las especies que soportan el agua fría.

pH y elementos disueltos: el pH del agua debe tener tendencia a la neutralidad, es decir, con valores cercanos a 7 (6.4 a 7.2). Con respecto a los elementos disueltos se debe tener control sobre los compuestos nitrogenados como nitritos y nitratos, también se debe prestar atención a los valores de amoniaco, ya que no los tolera y pueden causarles daños severos.

Suelo: el fondo del acuario debe ser de tipo arenoso o con grava suave y redondeada, con elementos como hojas y pequeños troncos que puedan levantar para practicar una de sus cualidades, la cual es la excavación en busca de alimento.

Presencia de plantas: las plantas son un elemento importante, ya que las utilizan para esconderse durante el día, aunque las plantaciones no deben abarcar mucho espacio pues limitaría el suelo en donde estos peces realizan su vida.

Ficha de los peces corydoras

Referencias

Actualizado a 20 de junio de 2021 por Adrian Castellanos.

  • Artieda, J. (2018).
  • Cardoso, Y.; Bogan, S.; Meluso, J.; Bauni, V. (2015).
  • De Souza, T.; De Godoy, D.; De Azevedo, T.; Botini, A.; Jachynto, L. (2016).
  • Zafra, A.; Díaz, M.; Dávila, F.; Vela, K.; Colchado, J. (2018).